Fragmento


...Unos minutos más tarde, al terminar Albinoni y Mahler, Miguel manipuló los controles situados junto al volante y al momento, por los ocho altavoces calibrados del sistema de sonido, que le habían instalado recientemente en el coche, surgieron las inconfundibles primeras notas de "la Heroica" de Beethoven. Algo después, en el pasaje que intercala unos compases de la Marsellesa, Miguel notó que Begoña hacía esfuerzos para que las lágrimas no le cubrieran la cara. El ritmo de la marcha disminuyó y la oyó decir:
-Voy a parar y conduces tú. No puedo seguir con este fabuloso sonido. Quiero disfrutar de él, sin tener que estar pendiente de la autovía. ¿Cómo puedes conducir tú, oyéndolo sin más?
Miguel, estaba perplejo. No se imaginaba que ella fuera tan sensible ni que le afectara tanto la buena música. Una vez reanudada la marcha tras el cambio de asiento, aquella volvió a hablarle:
-Te voy a confesar un secreto. Soy tremendamente influenciable por la música y por los olores. No se si te creerás del todo lo que te cuento. Por el olor de cada uno, sé si congeniaré o nó con esa persona. Me sería imposible estar mucho tiempo con alguien que usara una loción o colonia que me produjera molestia. Por el contrario soy muy vulnerable a un aroma grato, de alguien que quizá ni se lo imagina. Una música de esta calidad y tirón, me lleva a lugares insospechados.
-¿Agradables?
-Por supuesto. Muy gratos.
Estaba amaneciendo y a pocos kilómetros se anunciaba en una señal, que Bailén estaba próximo. Allí tomarían café y pasearían un poco por la explanada. Apetecía respirar la frescura inicial de la mañana, al término de una noche cálida de verano recién terminada. En el firmamento, el brillo intenso de Venus, señalaba la proximidad del día. Pasado aquel instante de confidencias, Begoña y Miguel, volvían a ser compañeros de trabajo en viaje de trabajo. Sin embargo, ahora se conocían un poco más.
________________
(Fragmento de la novela "Al margen de las cometas, que todos alguna vez dejamos volar") Año 1987

2 comentarios:

Princesa.triste.115 dijo...

Hay muchas personas que son sensibles a una u otra cosa...hay quien es sensible ante imágenes devastadoras, a otros en cambio no les afecta.
Hay personas que son muy sensibles.

Un saludo Jaclo

Jaclo dijo...

Gracias por tu nueva visita.
Un saludo